jueves, 2 de agosto de 2012

LA FRASE DEL DÍA

Diego, casi tumbado sobre el cuello de su yegua, le hablaba con ternura, animándola a explotar el poderío de su raza, la fortaleza que su noble sangre tenía.



Página 31. El sanador de caballos. Gonzalo Giner.

2 comentarios:

  1. Qué maravilla de novela!!! Giner me gusta mucho mucho...
    Besos,

    ResponderEliminar
  2. Y yo que sigo sin leer esta novela...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar